martes, 19 de enero de 2010

Psoriasis: Nuevos avances

Se calcula que hay 7.5 millones de estadounidenses que sufren de psoriasis. Con frecuencia tienen que tolerar un tratamiento a largo plazo que tal vez resulte apenas moderadamente eficaz. Ahora, un nuevo fármaco llamado ustekinumab (Stelara) parece ser más eficaz que el antiguo y recurrido etanercept (Enbrel), según los resultados de una comparación directa financiada por el fabricante de Stelara.

"Ustekinumab es una terapia más eficaz y de acción más rápida para la psoriasis que el líder biológico actual del mercado para la afección", aseguró el investigador principal, el Dr. Christopher E.M. Griffiths, profesor de dermatología de la Universidad de Manchester (Inglaterra).

Enbrel y Stelara son agentes biológicos que actúan bloqueando proteínas producidas en el organismo. Enbrel bloquea el factor alfa de la necrosis tumoral, mientras que Stelara inhibe la interleucina-12 y la interleucina-23.
Este es el primer ensayo director de dos terapias biológicas contra la psoriasis, señaló Griffiths. La psoriasis es una enfermedad autoinmune crónica que aparece en la piel.
El informe aparece en la edición del 14 de enero del New England Journal of Medicine. Centocor Research and Development patrocinó el estudio.
Para el estudio, Griffiths y sus colegas asignaron al azar a 903 pacientes de psoriasis entre moderada y grave a dos dosis distintas de Stelara inyectadas con una separación de treinta días o inyecciones de alta dosis de Enbrel dos veces a la semana durante doce semanas.
Tras doce semanas de tratamiento, el 67.5 por ciento de los pacientes que recibían 45 miligramos de Stelara tenía una mejora de 75 por ciento en su afección, según el índices de área y gravedad de la psoriasis, al igual que 73.8 por ciento de los que recibían 90 miligramos de Stelara. Apenas 56.8 por ciento de los que recibían Enbrel mostraron una mejora similar, encontraron los investigadores.
Además, según las evaluaciones de los médicos, el 65.1 por ciento y el 70.6 por ciento de los pacientes que recibían las dosis alta y baja de Stelara tenían poca o ninguna señal de psoriasis, frente a 49 por ciento de los pacientes que recibieron Enbrel, informó el equipo. Por otra parte, entre los pacientes que no respondieron a Enbrel, 48.9 por ciento experimentaron una mejora de al menos 75 por ciento doce semanas tras cambiar a Stelara.
Esos resultados muestran que "el método óptimo para tratar la psoriasis podría ser dirigiéndose a los mensajeros químicos interleucina-12 e interleucina-23, según lo ejemplifica ustekinumab, en lugar del mensajero químico factor alfa de necrosis tumoral al que se dirige etanercept", señaló Griffiths.
El Dr. Paolo Romanelli, profesor asociado de dermatología de la Facultad de medicina Miller de la Universidad de Miami, no se mostró completamente sorprendido por los resultados. "Los hallazgos son emocionantes y algo esperados", afirmó.
Stelara fue aprobado en octubre, así que muchos pacientes aún no lo reciben, anotó. Un beneficio importante de Stelara es la necesidad de menos inyecciones, comentó Romanelli. Romanelli aconseja a los pacientes que reciben Enbrel a continuar con el fármaco si les va bien. Para los que no responden al Enbrel, hay "una esperanza increíble de tener un nuevo fármaco que podría ayudarles", añadió.
Los pacientes que no responden a Enbrel tal vez respondan a Stelara, encontró el estudio. Griffiths señaló que la seguridad de ambos medicamentos biológicos pareció ser similar. Entre los efectos secundarios comunes se encontraban reacciones locales en el lugar de la inyección, dolores de cabeza y dolor de espalda.
Antes de la creación de estos productos, el tratamiento de la psoriasis se enfocaba en reducir la inflamación con medicamentos como metotrexato y ciclosporina. La psoriasis se asocia con otras afecciones graves de salud, como diabetes, enfermedad cardiaca y depresión, según la National Psoriasis Foundation.
Fuentes
Christopher E.M. Griffiths, M.D., professor of dermatology, University of Manchester, England; Paolo Romanelli, M.D., associate professor of dermatology, University of Miami Miller School of Medicine, Fla.; Jan. 14, 2010, New England Journal of Medicine
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...